Ahorrar para la universidad

Octubre 28, 2015
Planificación Financiera

¿Tienes una idea de cuánto dinero necesitarás para pagar la carrera universitaria de tus hijos? Un plan de ahorro sistemático te puede ayudar a alcanzar esa meta financiera -y bajar un poco la ansiedad. Encuentra buenas estrategias aquí.

El primer paso es conocer tu tiempo de acumulación, o cuántos años tienes para ahorrar. Si establecieras un plan cuando tu hijo o hija esté en primer grado, podrás seleccionar un método de ahorro con mayor potencial de crecimiento que si comienzas cuando ya esté en noveno.  Y es que cuando cuentas con más tiempo, puedes optar por instrumentos financieros de más alto riesgo que rindan mayor crecimiento. En cambio, mientras más cercana esté la meta (la graduación de cuarto año) más conservador debes ser con los instrumentos que uses.

Para tener una visión más realista necesitarás cierta información, como el costo de las posibles universidades a seleccionar. La diferencia entre lo que cuesta una institución privada en el extranjero y las universidades locales, sobre todo la pública (Universidad de Puerto Rico), puede ser una variable importante.  Si la elección es estudiar fuera de Puerto Rico, entonces tienes que considerar el costo de vida de la ciudad/localidad de la universidad. Esto puede ser determinante. Pero, independientemente de la institución que se prefiera, el denominador común es que guardar dinero es vital.

Toma en consideración que a lo largo de este camino hacia la universidad de tu hijo o hija tendrás otras metas financieras (comprar casa o remodelar, amueblar, cambiar de auto, etc.) y podrías sentir que unas compiten con otras. ¿Cómo balancearlas? Estableciendo distintas partidas de ahorro:

  • para la educación de tus hijos
  • para emergencias y entretenimiento
  • para tu retiro

Así, poco a poco, podrás ir alcanzando cada una de ellas.

Algunas estrategias de ahorro que han probado ser efectivas son:

  • Abre una Cuenta de Ahorro Educativa (CAE)-Con ella puedes aportar $500 anuales, por cada hijo y lo puedes deducir de tu Planilla de Contribución sobre Ingresos. Pero alerta, que puede que esos $500 no sean suficientes para ahorrar todo el dinero que necesitarás. Así que combina esta estrategia con otro instrumento que provea más crecimiento y que te permita hacer aportaciones significativas.
  • Solicita becas y otras ayudas financieras- No está de más que tu hijo y tú se orienten para beneficiarse de becas y otras ayudas disponibles en la universidad que elijan. Dichas subvenciones se otorgan por necesidad económica, por mantener un promedio académico alto y por algún talento (como por ejemplo, las becas deportivas). Debes considerar también la posibilidad de que tu hijo participe del programa de estudio y trabajo de la universidad. Eso aliviará la carga económica.

En resumen, la clave es empezar el proceso con tiempo suficiente. Reúne la información que necesites y prepara un presupuesto realista para ahorrar para la universidad, sin dejar a un lado la aportación a tu cuenta de retiro. Ambas metas son importantes para tu familia y para ti.

###

La información y descripciones generales encontradas en este artículo están diseñadas para ayudarle a entender algunos de los factores que generalmente debe considerar al evaluar la pertinencia de cualquier estrategia o inversión en su plan de retiro. Cualquier descripción incluida es solo para propósitos informativos, educativos y para su consideración independiente; no es para ser considerada, o ser vista, como un consejo o como una sugerencia para efectuar (o inhibirse de efectuar) alguna acción particular. Al proveer esta información, asumimos que usted es capaz de evaluar esta información y las descripciones generales encontradas aquí para ejercer su criterio independiente. Este material fue preparado para propósitos informativos únicamente y no debe ser considerado como asesoría de ningún tipo. Banco Popular de Puerto Rico, sus subsidiarias y/o afiliadas no se dedican a la prestación de servicios legales, de contabilidad o asesoramiento contributivo. Si se requieren servicios legales, de contabilidad o asesoramiento contributivo, debe buscar los servicios de un profesional competente.

ˆ