Cómo evaluar el riesgo de la cartera

Octubre 27, 2020
Dolares en una balanza con la palabra riesgo

La mayoría de los inversionistas saben que deben evaluar su tolerancia al riesgo al considerar una inversión. A menudo se piensa en riesgo solo en términos de la posibilidad de perder dinero. Sin embargo, el riesgo se define como la probabilidad de que el rendimiento real de una inversión sea diferente al rendimiento esperado. Ganar o perder dinero puede depender de muchos factores y el riesgo total es una medida de la variación en el rendimiento de inversión debido a todas las fuentes de riesgo.

La tolerancia al riesgo va de la mano con nuestro horizonte de tiempo. Si tienes 7, 8, 10, 15 o más años para invertir, antes de tu retiro, entonces podrías tener un perfil más agresivo. Ese perfil más agresivo te permitirá invertir un poco más en el sector de acciones, que generalmente es considerado un instrumento de mayor riesgo. Ten en mente tus expectativas y tiempo de inversión previo a tu retiro. La historia nos demuestra que siempre ocurrirán fluctuaciones en el mercado. Pero, la expectativa es que termines con más dinero del que invertiste inicialmente.

Riesgo general

El riesgo general se refiere a factores externos a las empresas individuales y que afectan a toda una clase de activos o al mercado en su totalidad. Un tipo de riesgo general, conocido como riesgo de mercado, puede ser una función de eventos políticos, económicos y sociológicos o de cambios en las preferencias de los inversionistas. Por ejemplo, el riesgo de mercado se produce cuando el clima empresarial general cambia, trayendo consigo expectativas de menores ganancias corporativas y, por lo general, hace que caigan los precios de las acciones.

Un segundo factor que puede afectar ampliamente a todas las empresas es el riesgo de tasa de interés: las fluctuaciones en el nivel general de tasas de interés. El mercado de bonos es particularmente sensible a este tipo de riesgo ya que sus precios. L tienden a moverse en la dirección opuesta a las tasas de interés. Aunque por lo general los bonos son los más afectados, otros vehículos de inversión también pueden verse afectados. Las empresas que sacan grandes préstamos para financiar sus operaciones pueden ver los precios de sus acciones afectados por cambios en los costos de financiamiento.

Un tercer factor de riesgo general es el impacto de la inflación, que se define como un aumento generalizado en los precios de bienes y servicios. El riesgo de inflación es la inhabilidad de una inversión seguir el ritmo del aumento en precios. Por ejemplo, si una inversión brinda ganancias anuales de un 3%, pero la inflación promedia el 4% anual, el inversionista perderá poder adquisitivo al conservar esa inversión. El riesgo de poder adquisitivo es generalmente más alto en productos que pagan tasas de interés fijas relativamente bajas, tales como las cuentas de ahorro.

Riesgo específico

Por el contrario, el riesgo específico es la parte del riesgo total que es exclusivo de una empresa o industria. Generalmente se subdivide en riesgo del negocio y riesgo financiero.

  • El riesgo del negocio está asociado con la naturaleza de la empresa o la industria en sí. Mide la capacidad de la empresa para poder cumplir con sus obligaciones, continuar siendo una entidad rentable y proporcionar ganancias aceptables a los inversionistas. Por lo general se cree que empresas similares tienen un riesgo de negocio comparable. Sin embargo, las diferencias en la administración, los costos operacionales y las oportunidades de mercado pueden crear diversos niveles de riesgo de negocio

 

  • El riesgo financiero mide la combinación de deuda y capital que una empresa utiliza para financiar sus operaciones. La deuda crea pagos de principal e intereses que deben pagarse antes de que las ganancias se distribuyan por medio de dividendos a los accionistas. Mientras mayor sea la proporción de deuda, mayor es el riesgo financiero.

El riesgo puede verse afectado por muchos aspectos, incluyendo las influencias políticas, sociales y económicas. En consecuencia, ajustar la cartera de inversión a la tolerancia al riesgo individual es un proceso continuo que examina la interacción entre los objetivos del inversionista individual y las fuentes de riesgo en constante cambio que afectan los rendimientos de inversión.

 

Copyright © 2015 Liberty Publishing, Inc. Todos los derechos reservados.

Distribuido por Financial Media Exchange.

 

Esta información ha sido provista para propósitos educativos y para tu consideración independiente. Esta información no contiene, ni constituye o brinda asesoría contributiva, financiera o de inversiones.  Este material no incluye o toma en cuenta todos los factores que pudiesen ser relevantes a sus necesidades financieras, no debe de ser considerada como una recomendación de inversiones personalizada o como un curso de acción sugerido y no tiene la intención, ni debe de ser considerada como asesoría de inversiones. Si usted desea asesoría financiera, legal, contributiva o de inversiones, debe consultar con un profesional especializado en estas áreas. Los productos de inversión no están asegurados por la FDIC, no son depósitos ni obligaciones, ni están garantizados por Banco Popular de Puerto Rico y pueden perder valor.