Resoluciones de Año Nuevo

Diciembre 22, 2016

Lo sabemos… siempre haces la lista de resoluciones y nunca las cumples. 90% de las personas no cumplen con la lista tampoco, asique no estás solo. Pero sigue estos pasos y quizás este año te sorprendes.

1. Establece una meta

Una de las principales razones por la cual no se logra una resolución es porque no se establece un propósito claro. Por ejemplo, antes de decir “quiero ahorrar”, decide en qué usarás ese dinero que vas a separar cada mes, ya sea para comprar un auto nuevo, pagar tus deudas, irte de vacaciones o acumular el pronto de tu primera casa. Pero antes de decir “quiero ahorrar para esto o aquello”, haz un presupuesto que te permita decidir cuánto dinero puedes separar cada mes para esa meta. Lo ideal es ahorrar por lo menos de 10 al 20% de tus ingresos, y hacerlo de manera automática. Así no tocas ese dinero y evitas la tentación de malgastarlo.

2. Limita tus resoluciones

Hay quienes se vuelven locos haciendo una lista kilométrica y al final no logran nada. Así que mejor concéntrate en uno o dos objetivos a la vez, y una vez veas esa meta bien encaminada entonces puedes escoger unos nuevos, aunque el año vaya pasando.

3. Llénate de paciencia

El hecho de que hayas escrito una resolución y establecido un plan de acción no significa que en pocos días vas a ver ese cambio. Según expertos en sicología, se necesitan 66 días para crear un nuevo hábito, así que si fallas un día, insiste y no te rindas hasta conseguir todo lo que deseabas con esa resolución.

4. Habla con un experto

Cuando quieras saldar deudas, ahorrar y conseguir las mejores tasas de interés para tus préstamos y tarjetas de crédito, busca el consejo de un planificador financiero.  Este experto te ayudará a enfocar los pasos que debes tomar para que logres tus resoluciones financieras. Eso sí, antes de solicitar servicios de planificación financiera asegúrate si los mismos conllevan costos que puedas asumir.

Cómo ahorrar dinero en el Año Nuevo

 1. Guarda el menudo

Si empiezas a guardar el menudo que recibes te sorprenderá ver todo el dinero que puedes ahorrar en un año. Consigue una alcancía para vaciar tus bolsillos cuando llegues a tu casa. Descubre nuestro servicio de Ahorro Directo y cuando uses tu tarjeta de débito diriges todo el cambio a tu cuenta de ahorros automáticamente.

2. Come más en casa

Comer fuera es cada vez más costoso, así que haz un plan para llevar almuerzo al trabajo o a la universidad. Cuando hagas tu presupuesto mensual calcula cuántas salidas gastronómicas puedes hacer.

3. Busca actividades gratis

No todo es trabajar y estudiar, tienes que divertirte. Sin embargo, las salidas y diversiones con los amigos cuestan. Así que una manera de pasarla bien sin gastar mucho es asistiendo a eventos de entrada gratis, como exposiciones de arte, festivales, pequeños conciertos, y por supuesto, yendo a la playa o a explorar las bellezas turísticas de nuestra Isla.

4. Usa el lay-away

En vez de dar un tarjetazo, paga lo que deseas adquirir poco a poco.  No hay nada más relajante que disfrutar algo por lo cual no debes ni un centavo.

Para más información sobre ahorros y tips para lograr tu independencia visita nuestra sección Banca 101.

 

ˆ