Vender en tiempos difíciles

Agosto 18, 2017

“En el negocio de bienes raíces aprendes más sobre las personas, aprendes más sobre las situaciones en la comunidad, aprendes más sobre la vida y aprendes más sobre el impacto del gobierno, probablemente como en ninguna otra profesión que conozca.” – Johnny Isakson, senador de los Estados Unidos, atribuye el éxito de su vida como funcionario público, a las lecciones que aprendió como corredor de bienes raíces.

Conocemos los tiempos en que vivimos y sabemos las dificultades que enfrentamos pero, ¿qué sabemos sobre las oportunidades?

Si lees esto y aún trabajas como corredor, es porque has logrado continuar adelante en un mercado comprimido. Con esto, te recomendamos que tomes un tiempo para que analices el negocio y puedas hacer ajustes de acuerdo con las fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas. Veamos cada una en detalle:

Fortalezas – Las ventajas competitivas que tienes en tu proceso de ventas. En qué eres un duro, qué destrezas a través del tiempo han sido exitosas. Recuerda, tus fortalezas deben estar atadas a la obtención de resultados. Es como perder peso, no cuentan los intentos, cuentan las libras perdidas.

Oportunidades – Situaciones que puedes aprovechar y que no las tomas en consideración. Ésta es la parte donde el conocimiento sobre la comunidad, el impacto regulatorio, los productos hipotecarios, el inventario de propiedades y el movimiento de unidades en el área serán utilizados a tu favor. Entender estos conceptos te ayudará a definir mejor las oportunidades de éxito.

Debilidades – Deficiencias en el proceso de ventas que debo mejorar para lograr mis metas. Éste es un ejercicio personal que requiere mucha retrospección. Identifica dónde tienes espacio para mejorar y comienza a hacerlo.

Amenazas – Situaciones fuera de tu control que pueden atentar u obstaculizar el logro de tus metas. Hay que distinguir entre lo que puedo controlar y lo que no. Una vez reconozcamos estas amenazas podremos enfocar nuestras energías en las cosas que podemos controlar.

Haz un inventario de cada uno de estos cuatro campos. Como puedes ver, tres de éstos, puedes manejarlos. Teniendo esto en mente, podrás ver que tienes control de al menos 75% de las cosas que impactan positiva o negativamente tus posibilidades de ventas.

Una vez terminado el ejercicio tendrás una visión clara de cómo llegar a tus metas y qué debes trabajar para continuar mejorando constantemente. ¡Éxito!

En Conexión Popular estamos listos para ayudarte. Comunícate con nosotros:

787.879.9081 – Norte

787.707.1720  – área metro

787.806.1170 – área oeste

787.812.7730 – área sur.

ˆ